JULIO-AGOSTO 2020  /  COMENTARIOS

Historia de un abandono injusto

17-07-2020 12:33 p.m.

Por Ángel Gómez
El día 12 de marzo de 2020, Dolores Cano González, fue trasladada del Centro de Día de Mayores  de la Residencia Amma...

El día 12 de marzo de 2020, Dolores Cano González, fue trasladada del Centro de Día de Mayores  de la Residencia Amma de este municipio, a su domicilio habitual, c/ Portugalete. Dolores disponía de un servicio de asistencia diaria de nueve de la mañana a cinco de la tarde de lunes a viernes.

Tiene 91 años, es semidependiente, vive sola, en el año 2016 fue operada de la cadera, en el 2018 se rompió la pelvis, fue operada de nuevo y estuvo tres meses de recuperación en una Residencia en Villanueva de la Cañada. En el año en el que estamos, fue admitida en el Centro de Día de Pozuelo mencionado anteriormente, donde le ponían diariamente una media ortopédica recetada por su Dra, al estar ella imposibilitada para hacerlo.

Como digo al principio, fue trasladada (abandonada en su domicilio a su suerte) sin asistencia de ninguna, la comunicaron entre los días 13 al 15 de marzo que no tendría Centro de Día hasta nueva orden.

Este abandono ha durado 33 largos días, desde el 16 de marzo hasta el 17 de abril de 2020. Dichos días hemos estado confinados, ella en su domicilio sin ningún tipo de asistencia, solo con la ayuda de alguna vecina que le dejaba la compra colgada de la puerta.

El día 26 de marzo, tras doce días de abandono, llamé al teléfono 913984000 facilitado por un concejal del Ayuntamiento para solicitar ayuda para  Dolores, me decía por teléfono que padecía muchos dolores. La persona que me atendió al teléfono me colgó tras decirle que era de vergüenza la situación y que no se ajustaba lo que decía la Alcaldesa en su Bando emitido el 18 de marzo, en el cual presumía de estar haciendo un seguimiento a los vecinos mayores y en especial a los que viven solos, esto no se ajusta a la verdad. Marqué de nuevo, al escuchar su voz le dije que no tenía vergüenza. A parte de su abandono, me preocupaba otra circunstancia, Dolores tenía una vecina y compañera de ruta y de mesa en el comedor del Centro de Día, Rosa Soler, la cual falleció el 23 de marzo a causa del coronavirus y llevando en su casa desde el día 13. Me consta, que tampoco se cumplió lo que decía la Alcaldesa en su Bando emitido el día 10 de abril, en el que comunicaba que el Ayuntamiento venía realizando un seguimiento permanente de la evolución del coronavirus en el municipio para prevenir los contagios. A Dolores no se le realizó ninguna prueba durante su abandono a pesar de haber tenido un contacto diario con la fallecida.

El 14 de abril llamé al teléfono anunciado en dicho Bando 913511818, me atendió el agente nº 255, al que informé de la situación de Dolores y se presentó una patrulla acompañada de una ambulancia en el domicilio. El sanitario, desde fuera de la vivienda, le preguntó qué le ocurría y la sra. le respondió que tenía muchos dolores en la pierna y que llevaba 30 días sin poder ponerse la media, el sanitario le aconsejó poner la pierna en alto y se fue sin intentar ponersela.

Al día siguiente, 15 de abril, llamé de nuevo a los servicios sociales, en esta ocasión no me colgaron. Me dijo que tomaban nota y la pasaba a la persona responsable. Se pusieron en contacto con Dolores, haciéndole la promesa que a partir del 20 de abril tendría una persona en su domicilio para ponerle la media, hasta hoy 22 de junio siguen atendiéndola.

Sra. Alcaldesa, ¿Cómo se puede tener confianza en usted? Usted no cumple con lo prometido, en este caso con el seguimiento de los vecinos mayores.

¿Qué explicación tienen ustedes? Los que tienen la obligación de velar por el bienestar de los vecinos del pueblo y en especial de las personas mayores.

No entiendo como durante 30 días, nadie sabía de Dolores, ni el Centro de Día, ni los servicios sociales hasta el 15 de abril que interviene la trabajadora social y todos recuerdan el teléfono, ahora resulta que recibe llamadas del Centro, de la trabajadora social, incluso la visita de su médico de familia en su domicilio y hasta le han realizado en domicilio una analítica; antes de esta pandemia todo era normal, doy las gracias a todos los que han ayudado a salir del abandono a Dolores.

Esto me recuerda cómo se ha actuado con los mayores, en las Residencias de la Comunidad de Madrid como en otras comunidades.

Usted, Alcaldesa, ya no me sorprende con las promesas incumplidas y de su transparencia (no transparente) desde el año 2011.   Ω

Más artículos

SEXO

13-01-2020 8:19 p.m.

“Allegro ma non troppo”

10-12-2018 8:28 p.m.

La Taberna de los Poetas

10-07-2017 6:57 p.m.

Aída Gómez, en Madrid en Danza

07-10-2015 9:41 p.m.

A pie de urna

15-06-2015 6:56 p.m.