¡Vampiros en la Biblioteca Nacional! El centenario de Juan Perucho

26-07-2020 10:54 a.m.

Juan Perucho fue un gran renovador de la literatura de postguerra, introductor en España de H.P. Lovecraft y autor de una novela de vampiros divertidísima, Las historias naturales, ambientada en la primera guerra carlista.

La Biblioteca Nacional de España se sumó desde el pasado jueves 9 de julio, a los actos de conmemoración de los cien años del nacimiento de Juan Perucho (Barcelona 1920-2003) con una exposición centrada en Las historias naturales, que permite explorar la imaginación y el mundo de Perucho: el interés por la historia, el humor, la superación del trauma de la Guerra Civil, la literatura fantástica y la fascinación por la figura del vampiro en la literatura, el cine y el arte, y la relación de Perucho con otros grandes autores del siglo XX como Rafael Sánchez Ferlosio, Álvaro Cunqueiro, Jorge Luis Borges o Italo Calvino que se asomaron detrás del espejo.

Juan Perucho fue un gran renovador de la literatura de postguerra, introductor en España de H.P. Lovecraft y autor de una novela de vampiros divertidísima, Las historias naturales, ambientada en la primera guerra carlista. Publicada originalmente en catalán en 1960, se ha traducido al inglés, francés, alemán, italiano, portugués, griego, neerlandés, danés, turco y chino. La primera edición en castellano se publicó en 1968 y desde entonces no ha dejado de reeditarse.

Las historias naturales está montada sobre una trama histórica que Perucho manipula con ironía. En 1235 el rey Jaime I se casó con la princesa Violante de Hungría. Un caballero de la embajada del rey de Aragón, Onofre de Dip, fue vampirizado en los Cárpatos. En 1830 regresa a Cataluña para reclamar sus derechos feudales y para sumarse a las huestes del general Cabrera, adalid de la causa carlista. Los escenarios de la primera guerra carlista coinciden con los de la Batalla del Ebro durante la Guerra Civil. Perucho llama a la reconciliación, siguiendo la idea del poema de Paul Éluard Enterrar y callar; inspirado en un grabado de Goya. Un joven científico, Antonio de Montpalau, se enfrenta al misterio, persigue al vampiro de Barcelona a Morella y de allí hasta la frontera francesa, abandona el racionalismo por el romanticismo y descubre el amor.

Perucho fue además poeta, crítico de arte, gastrónomo, bibliófilo, viajero, amigo de artistas como Joan Miró o Antoni Tàpies. En los años cincuenta fue una figura destacada del diálogo entre las culturas peninsulares, a través de la amistad con Vicente Aleixandre y de la colaboración con la revista Ínsula.

¡Vampiros en la Biblioteca! El centenario de Juan Perucho está comisariada por Julià Guillamon. Podrá verse en la sala Guillotinas hasta el 27 de septiembre.

COMENTARIOS

no hay comentarios

Añadir un comentario

AVISO:

Ha de estar registrado y logueado para escribir un comentario.

Puede hacerlo en:


Deja tu comentario aquí: