Si continúa la navegación por nuestro sitio web estará aceptando nuestras condiciones, que puede consultar en:

LOS CHURROS DE POZUELO APUNTAN A MEDIO MUNDO

17-10-2021 7 a.m.

(4)

“Me encantaría que en Shangai o Nueva Zelanda la gente se levantara comiendo mis churros. Sigo con la misma ilusión que cuando empecé de joven churrero”, comenta con mucho orgullo Manuel Núnez, el creador y presidente de MrChurroKing, la churrería que nació en Pozuelo de Alarcón y que ahora planea expandirse a diversos países de Europa, África y Asia.

Texto: Guillermo Rubio y Daniel Martín / Imágenes: Pozuelo IN y archivo familia Núñez - La posibilidad de expansión del negocio de los churros comandado por Manuel surge antes del año 2019 y su despegue definitivo llega con el interés de varios países europeos y asiáticos para contactar con él con el objetivo de comenzar a distribuir churros en las ciudades más importantes de esos continentes.

La pandemia ralentizó este proceso de expansión pero la familia Núñez no tiró la toalla y siguió preparando su salida al exterior durante ese negro período del Covid. Entre los clientes extranjeros de Mr.ChurroKing se encuentran Francia, Holanda, Italia o Alemania, en Europa, y China o Arabia Saudí en la zona asiática.

Con una producción por hora de entre 4.300 y 4.800 churros, Manuel ya tiene puesta la vista en el futuro. Su ilusión no tiene límites y ya piensa en aumentar la producción diaria con más turnos al día para conseguir superar la barrera de los 40.000 churros. El mundo espera impaciente la llegada de este producto a sus tiendas con el deseo de disfrutar la calidad del churro pozuelero.


Así se fabrican y saldrán de viaje los churros

Desde su residencia en Ventorro del Cano, la fábrica de Manuel enciende sus máquinas a las 08:00 de la mañana y comienza el proceso de elaboración de este manjar.

En la planta baja del módulo 15 del polígono de Alcorcón la masa del churro comienza a girar mezclando harina, aceite y sal, a excepción de los pedidos asiáticos que trabajan sin este último elemento. A continuación esta masa se mezcla con agua hirviendo y se procede a su reposo.


En el momento preciso, los obradores trabajan la masa para que ésta adquiera una textura especial que no de forma a escamas en el resultado final y así ofrecer un producto mucho más estético y de calidad. Una vez amasado, el aceite caliente realiza su función y en menos de 3 minutos tendríamos el churro original.

Para la exportación, nacional e internacional, Manuel ha conseguido que, el producto final que consumiríamos en las tiendas de las ciudades más lejanas del mundo, llegue en buen estado gracias a un proceso de refrigeración de -40 Cº en el que se congela el corazón del churro. A continuación se mantiene su estado en una cámara de frío de -20 ºC y se amontona en palés para su exportación.

El resultado final se consigue con 3 minutos de horneado a 180-200 ºC. Además, cuenta con el certificado de calidad IFS que confirma el buen sabor y el óptimo proceso de producción, estableciendo una caducidad de 1 año para su consumo.


De Pozuelo al mundo: los orígenes de Manuel ChurroKing

Manuel Núñez, pozuelero de postín, nacido en la calle Santa Isabel 1, nos ha abierto las puertas de su obrador en la zona de Ventorro del Cano para mostrarnos de cerca cómo se elaboran los churros con más historia de Pozuelo.

Una historia que comienza antes de la Guerra Civil donde su abuela ya elaboraba este producto artesano tan español. Manuel recuerda con nostalgia aquellos tiempos en los que recogía un manojo de juncos que servían para ofrecer churros a los clientes de una manera presentable y fácil de llevar, ya que en esa época no había bolsas, tal y como nos recuerda Manuel.

La pasión, el trabajo y el sacrificio tienen mucho que ver con el éxito y actual expansión de Mr. Churro King. Mientras los demás niños de 9 años jugaban o estudiaban después del colegio, este obrador ayudaba a su padre en el taller donde se ganaba la vida. Un cerrajero que decidió seguir el legado familiar, vendiendo churros los fines de semana. Un "manjar" que sólo podían permitirse los señoritos de la zona y que hoy está al alcance de todos. Se podría decir que su padre fue un visionario o adelantado a sus tiempos, ya que sus conocimientos de soldador le permitieron perfeccionar la churrera manual de combrera con la que se vertía la masa de harina, agua y sal al aceite facilitando la labor. Una sartén con aceite que se incorporaba en la base de un bidón muy rudimentario donde previamente se introducían brasas con carbón.


Un trato entre familias muy siciliano

Pero claro, cuando un negocio va bien y forma colas en la Calle del Arrastre, justo enfrente del mítico bar Jaén, donde se instalaba la antigua plaza de toros de Pozuelo, surgió la competencia. Aquí entra en juego una singular rivalidad local entre churreros. Irrumpe la familia Robles, que viendo el éxito con los churros del padre de Manuel, aprovechó la ocasión para fabricar y vender churros a todos aquellos clientes que no querían perder tiempo esperando su turno. Tras una encendida, aunque incruenta, disputa comercial, la abuela quiso poner paz de por medio y, al modo local de aquellas familias sicilianas del Little Italy neoyorkino, decidieron repartirse los territorios. El acuerdo se cerró entre ambas partes a regañadientes: para unos sería el territorio de la Estación y para los otros, el resto del pueblo. Al regreso de sus obligaciones militares Manuel Núñez se puso al frente del negocio y acabó con la competencia, convirtiéndose en el primer churrero de todo Pozuelo.

Ahora, Manuel Núñez sueña con ser el rey del churro mundial llevando su marca, Mr.ChurroKing, a todos los rincones posibles de la Tierra. 40.000 churros al día, de momento sostienen saludablemente un negocio familiar y tradicional de un producto tan madrileño y castizo que en breve será paladeado por humanos de medio planeta.

COMENTARIOS

Oct. 17, 2021, 8:45 p.m.

Mi enhorabuena por el exito conseguido.

Conozco, con mucha fortuna, a la familia Nuñez. Para mi, es un placer visitar Madrid, pero es una visita obligada pasar por Pozuelo y comer chocolate con churros y/o porras. 

Es una noticia que me llena de alegria saber que ha conseguido despues de tanto tiempo soñando el objetivo. Ver su cara de felicidad por ello es motivo de felicitacion y deseos de prosperidad para la familia que se ha ido añadiendo. Enhorabuena desde Castillo. Un rinconcito en el norte del norte, Cantabria.


Añadir un comentario

Deja tu comentario aquí: