Si continúa la navegación por nuestro sitio web estará aceptando nuestras condiciones, que puede consultar en:

INDIGNACIÓN POPULAR POR LA SUSPENSIÓN DE LAS FIESTAS DE POZUELO

05-09-2021 3:03 p.m.

 (1)

Los vecinos expresan su gran malestar en las calles el día de la patrona

Ni procesión, ni charangas, ni toros, ni petardos. Otro año más Pozuelo de Alarcón se queda sin fiestas, esta vez por una controvertida decisión unilateral tomada hace unas semanas por la alcaldesa del PP, Susana Pérez Quislant, ante los datos negativos de la pandemia. El disgusto popular se puso de manifiesto a lo largo de la jornada del sábado, día de la patrona de la Virgen de la Consolación, por parte de la multitud de vecinos y vecinas que abarrotaron las calles cercanas al ayuntamiento de la localidad. 

Los paisanos tenían ganas de fiesta y, a falta de tambores y trompetas, tomaron las calles y brindaron juntos, en corrillos improvisados, en todos los bares del centro de Pozuelo sin que se provocara ningún incidente. En señal de protesta y para evitar un enfrentamiento directo con las autoridades municipales la mayor parte de miembros de las distintas peñas del pueblo decidieron no lucir sus particulares camisetas, así podían decir que cada uno iba por libre.

Por segundo año consecutivo no retumbó por los rincones del pueblo el alegre bullicio de las populares charangas de las peñas pero sus componentes sí dejaron oír su voz de lamento e impotencia -como se puede escuchar en el vídeo adjunto- ante una suspensión que casi nadie entiende ni comparte y que ha unido en el mismo frente contra la alcaldesa Pérez Quislant a los grupos de Somos Pozuelo y Vox.


COMENTARIOS

no hay comentarios

Añadir un comentario

Deja tu comentario aquí: