01-09-2016 10:17 p.m.

SEPTIEMBRE 2016  /  ACTUALIDAD

Colonia Los Ángeles (III): un triunfo esperanzador

01-09-2016 10:17 p.m.

Ya son muchos meses los que, los vecinos de la Colonia los Ángeles llevan  sufriendo la situación de que algunas casas deshabitadas en su urbanización...

Ya son muchos meses los que, los vecinos de la Colonia los Ángeles llevan  sufriendo la situación de que algunas casas deshabitadas en su urbanización fueran okupadas por personas que habitaron viviendas de manera ilegal.
Okupas que hacían que la tranquilidad en su urbanización se viera afectada, poniendo en peligro la seguridad de sus hijos y la estabilidad de la misma, triplicando los robos en los últimos meses y en definitiva teniendo que estar en vilo las 24 horas del día teniendo que cambiar algunos de sus hábitos y variando su rutina.

La iniciativa de hacer algo, lo tomaron  los propios vecinos, los cuales  se unieron para poder hacer frente a esta situación con reuniones continuadas en su urbanización, reparto masivo de  flyers por la zona afectada y sus alrededores, donde explicaban cómo prevenir esta situación y la manera de actuar, para que ninguna urbanización más de la zona se viera dañada como ellos y denunciaron los hechos a quien correspondía, el Ayuntamiento de su localidad Pozuelo de Alarcón y la Policía tanto Municipal como Nacional.

Como nos comenta una vecina de La Colonia los Angeles; "Por suerte para todos la actuación del Ayuntamiento y la Policía, tanto Municipal como Nacional, ha sido rápida y efectiva. Han evitado que se volviera a okupar una  casa de Manuel Roses y un nuevo intento de okupación en la antigua vaquería, librándonos de esta manera de que la situación se pusiera más tensa y peligrosa para todos los vecinos".

Han contado con la presencia de la Policia Municipal día y noche como medida preventiva, aumentando los turnos, haciéndonos sentir su presencia y dándonos seguridad y de esta manera evitar que pudieran venir otros okupas.

El pasado  22 de julio procedieron al tapiado de ventanas y puertas de dichas viviendas, zanjando así el problema.

Los vecinos no pueden creer que después de más de un año, esté  acabando su pesadilla, logro fruto de la colaboración entre la ciudadanía, la Policía y el Ayuntamiento.

Múltiples son las muestras de cariño y reconocimiento hacia los agentes de seguridad y el Ayuntamiento las que se pueden ver en algunos de los carteles colgados en los alrededores de las vivendas, que mayores y niños han dejado en las vallas.

Una vez más funcionó una buena conexión y se frustró la primera consigna del manual del okupa "un desalojo, una okupación". La red creada es cada vez más sólida y va a resultar difícil pasar desapercibido ante la mirada atenta de la gran mayoría.   Ω