06-11-2016 6:17 p.m.

NOVIEMBRE 2016  /  ENTREVISTAS

Sara Navarro:

06-11-2016 6:17 p.m.

“Uno acaba haciendo lo que hacía bien cuando era pequeño”. Por Carmen Millán

Su logotipo simboliza la fusión entre el dragón y la sirena, la representación de lo masculino y lo femenino. La contraposición entre la fuerza y la sutileza, lo consciente y lo inconsciente, el mundo vital y el de los sueños, la acción frente al sentimiento, el cuerpo y el alma. La “S” y la “N” se entrelazan como la unión de dos partes que se buscan eternamente.

Empresaria y emprendedora es como le gusta definirse, luchadora, trabajadora, yo diría más…artista, Sara puede con todo.

Nos reunimos en su despacho ya pasadas las cinco de la tarde, rodeados de zapatos de su nueva colección, a cual más bonito, nos cuenta sobre cómo fueron sus inicios, su trayectoria profesional, la asociación de la que es presidenta desde hace 8 años y todo lo que le falta por realizar.

Nació  en Elda (Alicante), Sara es la tercera generación de una familia dedicada al calzado, tradición que empezó su abuelo.

“Con siete meses me llevaban  a la fábrica colocándome entre mis  abuelos que estaban haciendo los zapatos y como en aquella época era todo artesano, mi abuelo se dejaba un sobrante de piel que me tiraba en la cuna y era con lo que jugaba, fueron mis primeros juguetes”.

Fue su padre el que le insistió en que trabajaran juntos y así  asegurarse la continuidad de la empresa familiar.
Licenciada en psicología y enamorada del arte, decidió realizar un curso especializado en técnica del calzado, “el calzado es muy complejo, no es como la ropa, el zapato requiere muchísima infraestructura tecnológica. Hace falta mucha maquinaria y técnica  para diseñar bien pues hay que entender antes  todo el proceso de construcción del zapato”. Sara realizó un curso en diseño y patronaje en Italia en una de las mejores escuelas del mundo “cuando trabajas con creadores de un nivel alto, quieren realizar determinadas cosas muy originales y aunque piensen que todo se puede hacer, hay que encontrar el sistema y para eso tienes que manejarte muy bien con la parte técnica, los puntos de apoyo, la anatomía del pie, el zapato siempre tiene que ayudar a caminar”.

Como mujer emprendedora, lo que más le marcó en este camino fue vivir en un ambiente de mucho estímulo, inquietud y afán de superación.

En el año 79 decide lanzar su marca como Sara Navarro abriendo su primera tienda en Madrid con gran éxito. Vivió los ochenta de pleno, con grandes amigos diseñadores, en una época divertidísima, en plena juventud, participaba en  todos los desfiles de España, Gaudí, Cibeles…

Toda esta trayectoria es reconocida al recibir varios premios de los que se siente orgullosa y que considera como un regalo y una responsabilidad, pues nunca se los esperó, entre los que están “La Medalla al Mérito de las Bellas Artes” y el de “Mujer Empresaria”. Este último le hace especial ilusión, ya que pertenece desde hace años a la Asociación de Mujeres Empresarias de Madrid, siendo la presidenta desde hace 8 años con la cual está muy involucrada.

“Elegí priorizar mi carrera profesional cuando empecé pero con el tiempo una comprende que no hace falta correr tanto ni realizar tantas cosas y que lo que se debe hacer es equilibrar porque si no, se tiene mucho de algo pero falta otra área de tu vida”.

A sus zapatos no le deben faltar nunca las tres C: calidad, comodidad y un poco de creatividad.

Única en el mundo en zapatos perfumados.

Con un estilo femenino y con un toque retro-vintage, le encantan los tejidos ingleses, elásticos y sobre todo el charol.
Convencida de que cada mujer debe de calzar según su fisonomía, su estilo de vida y su forma de vestir e insiste en que este es el orden correcto que debemos seguir.

Ha calzado a muchísimas mujeres, entre ellas la Reina y sus hijas y le hubiera encantado calzar a Carolina de Mónaco o a Audrey Hepburn.

Una breve historia de la persona que consiguió posicionar el calzado español en un escalón muy alto,  al nivel de la moda.   Ω

Más artículos

El poder de la transformación

04-12-2016 1:15 p.m.

Pinceladas de Carlos Granda

10-05-2016 1:32 p.m.