05-11-2014 11:56 a.m.

NOVIEMBRE 2014  /  ENTREVISTAS

Paloma Adrados: “No tengo secretos, pero guardo cosas íntimas”

05-11-2014 11:56 a.m.

Jugadora de mus, le gusta más un envite con cuatro reyes que otra cosa, ya que no se puede perder a la grande… Esta política inhabitual rompe con las black card, como ya hizo cuando se la dieron

El mus es un juego de farol muchas veces, en otras no. Es un juego de astucia en muchos casos, pero ante todo es un juego divertidísimo”. Cauta, cuando le pedimos que nombre a cuatro reyes dentro de la política… “Churchill, creo que fue un excelente rey de la política, un maestro en lo suyo… deja que lo piense y te contesto al final”, nos dice. Igualmente ocurrió cuando le solicitamos nombre para la jugada “pequeña del mus”, los ases o pitos… Aunque a esta sí contesta rápido: “Políticos que se han destacado por hechos puntuales o por aquellos que han puesto todo su esfuerzo en su dedicación no solo a España, sino a proyectos mucho más grandes. Creo que esos son los ases de la política, los reyes, quizás la baraja entera”.

Adrados es una persona que sabe muy bien manejar los tiempos. Lo ha hecho con su vida laboral comprendiendo que hay que hacer las cosas por un fin: conseguir el bienestar. Por eso, nunca le preocupó ser una política atípica. Su carrera se ha ido construyendo justo al contrario de la tendencia natural. Por eso se nota que es una mujer que solo ha buscado la responsabilidad de hacer bien su trabajo esté donde esté.

Durante el pequeño paseo, tomamos asiento en los bancos que hay en lo más alto del parque del Cerro de los Perdigones. Allí, se sincera aún más.

¿Por qué lucha Paloma?

Lo hago por conseguir en mi escala, aquí en Pozuelo de Alarcón, que los ciudadanos tengan mejor calidad de vida; lucho porque España, dentro de la medida de este municipio, recupere el pulso que perdió hace unos cuantos años y lucho porque tengamos un país en libertad y en paz… y porque sea un país donde tengamos trabajo para todos, ya que es uno de los problemas más importantes que tenemos que atender.

Paloma es franca. No distingue entre luchas obreras o empresariales. Para ella es lo mismo. Si la empresa muere, lo hace para el empresario y para el obrero. Todos tenemos que arrimar el hombro y eso es lo que ocurre en España. Hay que reconocer el esfuerzo que están haciendo todos los españoles en estos últimos años y creo que es el momento de que, siempre que podamos, empecemos a devolver al ciudadano parte de ese esfuerzo. Aquí lo hemos hecho modestamente bajando los impuestos, algo que repetiremos el año que viene.

Exactamente, entre este ejercicio y el próximo de 2015, la media de ahorro en el IBI (principal impuesto que ha bajado el Ayuntamiento) es cercana a los 150 euros por vivienda.

A la alcaldesa no le gustan los futuribles… ¿Cómo entiende que el discurso obrero (después de la aparición en el escenario político del partido Podemos) y cómo se puede aplicar en un futuro en un municipio como Pozuelo?

Quiero un Pozuelo que vaya hacia la prosperidad, que vaya caminando a pasos agigantados, o lo más brande que puedan ser, para conseguir una mejor calidad de vida. Desde luego, no aspiro aquellas opciones políticas en las que no se busca la mejoría del ciudadano como ocurre en los países de nuestro entorno, sino que lo hacen por una forma de vivir como está ocurriendo en países como Venezuela, en los que vemos supermercados vacíos y países desabastecidos. La política no es un juego. La política es trabajar por unos principios y por unos valores que conduzcan a la mejora de nuestra sociedad.

Mujer de partido

Como si fuera una guerrillera que acosa a sus enemigos a base de cumplir el programa con el que concurrió a las elecciones, Paloma, que sonríe ante este calificativo, llegó a encabezar la lista para las municipales de 2011 en Pozuelo (municipio donde vive desde hace casi cuatro décadas) de la mano del PP. Arrasó. Ahora está a la espera de lo que le diga su partido, como ha hecho siempre. Además, siempre en dirección contraria a lo que ocurre con el resto de políticos. Conoce casi todos los escalafones políticos. De arriba abajo y viceversa. Pero siempre con la finalidad de conseguir lo mejor para los ciudadanos.

Se llena de orgullo cuando habla de Pozuelo y de lo local. Se nota. “Mi trayectoria política es larga, pero cuando llego para encabezar las listas populares aquí lo hago con alegría. Aunque mi camino público ha sido a la inversa a la que hacen los demás personajes políticos, la política local es una mezcla de todo. La experiencia que he aprendido a la largo de mi vida me está sirviendo en Pozuelo. Aquí hay mezcla de legislativos… y tiene un añadido importantísimo: tiene una cercanía que no tiene ninguna otra responsabilidad política. Esta cercanía es diaria y constante. Cuando te tomas una caña con los amigos, cuando recibes una carta… esto solo lo ves en la vida local.

Para ella esto, la cercanía de lo local, supuso una novedad. Lo tiene claro. Pero sabe cómo hacer. Después del paseo por el Cerro de los Perdigones fuimos a tomarnos un refresco en una cafetería de la avenida de Europa. Fueron muchos los vecinos que la miraban y la reconocían. Lógicamente, no sabían si estaba de trabajo o en una reunión. Sólo una señora fue la que se acercó para solicitarle cierta información, a lo que Paloma le contestó con diligencia.

¿Te conocen en el pueblo?

Curiosamente -destaca entre risas-, son los niños los que mejor me conocen. Me llaman por la calle para que les salude. Tiene mucha gracia. De todas formas, este contacto me divierte. Me gusta que se acerquen para pedirme cualquier cosa. No son cosas uniformes, cada persona que se acerca dice lo que quiere y en muchas ocasiones lo hacen para señalarme que le gusta esto o aquello, algo que traslado inmediatamente a todo mi equipo, que hacen una gran labor en el municipio. Así, tengo la oportunidad de conocer el día a día. 

Ante todo, positiva

Le gusta mucho más ver el vaso medio lleno que medio vació. Tiene su propia teoría: el optimismo es una cosa enormemente contagiosa y da mejores frutos que el pesimismo. Ser optimista no es ser idiota ser optimista no quiere decir voy a tirarme de un árbol y voy a volar.
Le preguntamos por alguien que cuando escribe lo hace siempre con mucha ironía y con grandes dosis de humor: Ussia. Para Adrados “es ingenioso. Te hace sonreír. Es algo que tienen pocas personas y tendemos a decir que una persona ingeniosa es alguien simpático y no, es algo más que eso”.

Haciendo un pequeño paralelismo con uno de los muchos personajes de Ussía, el marqués de Sotoancho, quien tiene a su madre, la marquesa, rondando en todos sus movimientos, le preguntamos a la alcaldesa quién es su gran hermano, ¿quién te vigila?

Todos en la vida tenemos grandes alegrías y cuitas. En la vida hay alegrías y hay penas. En estas es donde hay que asumir que no hay solución, pero hay que saber transformarlas en algo positivo. Las penas no tienen por qué ser algo doloroso. Hay que pasar un duelo y una vez pasado empiezan a venir recuerdos que forman parte de esa intimidad, de ese yo, con el que tiene que convivir la persona.

Tiene un discurso muy claro. Optimista, tenaz, guerrillera… ¿qué más tiene Paloma?

Tengo una vida normal, como todas las personas, con una familia muy querida por mí, por un marido que no lo voy a definir, aunque sí tengo que decir que después de tantos años solo puedo asegurar la suerte que he tenido y que tengo de estar con un compañero de vida fantástico… tengo lo que tiene todo el mundo. Amigos, una buena sobremesa con un café, una tertulia… una vida normal con muchísimo trabajo pero que está adornada por muchísimas cosas que para mí son importantísimas.

Le gusta la cultura

La música, sobre todo la de los años en los que era joven, le encanta. Empieza y no para de nombrar grupos y artistas. Además, asegura que también le encanta bailar. No es de extrañar que la veamos en las fiestas patronales bailando con las charangas o tarareando canciones en pleno concierto.

En música, ¿quiénes son los que más te gustan?

De aquí y extranjeros. La música me da alegría, sobre todo alegría, pero también hay canciones tristes. No obstante, si voy en el coche, suelo ir con la radio puesta y la gente me ve cantando. Me encanta el rock, la música española, la clásica, el flamenco me encanta…

La canción Al Alba, de Pepe de Lucía, dice que… guardar el secreto que tú conmigo compartías… ¿Cuál es el secreto de Paloma Adrados?

Si te lo digo, ya no sería un secreto… No tengo secretos, pero todas las personas tenemos nuestra intimidad y es parte de nuestra vida y nuestra existencia. Seguro que hay secretos que parecerían una banalidad, pero que son míos…

Le volvemos a preguntar, a ver si ahora. Cuéntanos un secreto. ¿Irías a Sálvame?

Primero no me han invitado y segundo, no sé qué pinto en ese programa. Francamente no lo sé. Pero respeto que cada uno haga lo que quiera.

¿Irías a La Tuerka, el programa de Pablo Iglesias?

Yo, donde voy todos los días es al ayuntamiento a cumplir con aquello que me he propuesto como objetivo, a que mi pueblo esté cada día mejor… Ahí es donde iría. Y donde estoy.

Terminamos la entrevista, ya que la alcaldesa también es ama de casa y se tiene que ir a preparar la comida en casa… no sin antes recordarle que nos debe una partida de mus.   Ω

Más artículos

¡Come fruta, toma salud!

14-06-2016 10:14 a.m.

Chef, este servicio va por ti

12-04-2016 9:46 a.m.

Moda en la calle

22-03-2015 11:06 a.m.

El lenguaje de las flores

18-02-2015 10:08 a.m.

Tartar de atún

17-10-2014 4:59 p.m.