11-10-2014 10:22 p.m.

NOVIEMBRE 2012  /  ENTREVISTAS

Marta Ortega. La sonrisa del pádel

11-10-2014 10:22 p.m.

A cualquiera que se le pregunta por esta deportista, te responden que “Martita es el futuro del pádel”. lo primero que salta a la vista cuando estás con ella es su sonrisa y la simpatía que desprende, el desparpajo con el que te saluda y te responde a las preguntas y, sobre todo, la seguridad que tiene. Así da gusto tener joyas en casa… y en Pozuelo. Si además gana títulos y todos los expertos en el padel la colocan en los primeros puestos del ránking en pocos años… verde y con asas

Cine los domingos, estudiar todas las tardes que puede, quedar con las amigas, ir al cole, entrenar en Las Rozas, hacer físico en Pozuelo de Alarcón, etcétera. Eso sería una agenda –exceptuando lo de estudiar e ir al cole, que se cambiaría por trabajar– de cualquier adulto. Pero en este caso no es así. Es el día a día de una niña de 15 años. ¿Se puede decir niña a una joven que hace todo eso y que además cosecha triunfo tras triunfo? Pues ahí dejo la pregunta.

La pozuelera Marta Ortega, que nació el día de los enamorados del 97, acaba de sacar un 10 en mates. “Jeje, es que se me da bien estudiar”, asegura mientras se ruboriza. No obstante, la media de sus últimos años es de sobresaliente. Hablando con ella ves que tiene los pies en el suelo. Es consciente de las pasiones que tiene, pero que no va a renunciar a su futuro profesional. “Quiero ser médico”, nos dice mientras se vuelve a sonrojar. Tiene claro que no va a dejar nunca los estudios, aunque en su otra pasión lo que encuentra son cosas fantásticas.

No para de ganar

Esto es solo por enumerar unos datos a modo de recordatorio: su currículum deportivo incluye cuatro campeonatos nacionales consecutivos, del 2008 al 2011; dos mundiales por parejas en 2009 y 2011, y por selecciones en 2011; campeona de España de Selecciones Autonómicas con Madrid en 2010 y 2011; campeona de España por Equipos 2009, 2010 y 2011. Además, es la número 1 de España en su categoría y la “séptima, más o menos” de Madrid en categoría absoluta, nos señala. Hay más, pero no queda tinta para ponerlo.

Lleva más de la mitad de su vida (empezó a jugar a los siete años y a competir a los diez) jugando a un deporte que le “aporta amigos de todas las edades, que se puede disfrutar en Pozuelo porque gran parte de los que lo juegan viven por esta zona y así es más fácil montar partidos”, señala Marta o Martita, como le gusta que le llamen.

Ahora mismo es la campeona de España de Cadete con su amiga Ariana Sánchez (con quien se enfrenta en el campeonato nacional por equipos, ya que su pareja juega con el equipo de Cataluña), es la más joven seleccionada que participa en un Campeonato Nacional absoluto. Este año es la primera vez que pierde un campeonato en su edad (contra Andalucía). Pero no pasa nada.

La benjamín del circuito profesional

Barcelona, Valladolid, Madrid… Martita, poseedora de un gran talento y que demuestra una gran madurez, sabe que está un peldaño por encima de las jugadoras de su edad. Está viviendo en 2012 una temporada con nuevos y emocionantes retos: se ha enfrentado a las mejores del mundo y ha terminado demostrando que es, probablemente, una de las mejores.

Ha competido contra las que antes eran sus ídolos e, incluso, las ha ganado, llegando al cuadro final en alguno de los torneos. Ahora mismo es la mimada del circuito. Todos le cuidan y están pendientes de ella.

Su meta en el mundo del padel

Tiene claro lo que quiere y cuáles son sus metas. Y sabe que para conseguirlo tiene que seguir esforzándose como hasta ahora. Sus días comienzan remoloneando en la cama, aunque es el único momento en el que algo le cuesta, ya que inmediatamente se pone las pilas y hace lo que tiene que hacer: estudiar, y lo que le apasiona: jugar al pádel.

Quiere llegar a ser la número 1 del mundo, aunque reconoce que el camino es largo y que quizá tenga que renunciar a ese objetivo puesto que “quiero terminar mi carrera antes que nada”, nos dice. Por eso, uno de los referentes de Marta en el mundo deportivo es la malagueña Carolina Navarro “porque es una gran deportista, ha estudiado su carrera y es la actual número uno del mundo”. También a la compañera de ésta, Ceci Reiter, y a su propia compañera y amiga Alejandra Salazar, “ya que seguro que llegará a ser la número 1”, concluye.

Martita sigue siendo Martita, una joven a la que le gusta ir al cine con sus amigas en los cumpleaños: “es una cita que nunca cambia. Si hay cumpleaños de alguna del grupo, hay cine”, señala. Y disfrutar de su edad y de lo que le gusta y que los límites de edad no le impidan demostrar en los circuitos absolutos (para participar en el Campeonato Nacional el límite es de 15 años y para el Mundial es de 17 años) que la película en la que es la protagonista tenga el mejor de los finales.