05-04-2018 10:03 a.m.

ABRIL 2018  /  EMPRENDEDORES

El yin y el yang de la gran empresa

05-04-2018 10:03 a.m.

Emprender a Hostias

Por Carmen Millán

De Madrid y desde hace más de 20 años vecino de Pozuelo. Casado y con tres hijos, puede decir bien alto que es una persona feliz. Inició su carrera profesional en el marketing y las ventas en entornos multinacionales, ha dirigido compañías como Kodak en España y Portugal... una trayectoria brillante. Fue después de estar trabajando en una multinacional de telecomunicaciones durante casi siete años, cuando le comunican que le ha llegado la hora. Es aquí cuando comienza la nueva vida de Jesús y su experiencia de cómo amoldarse a los cambios con una sonrisa. 

—¿Te lo esperabas?
Sí, claro. Cuanto más alto subes en este tipo de empresas mayor es la probabilidad de que un buen día prescindan de tus valiosos servicios. Siempre estás con la espada de Damocles, un directivo está continuamente cuestionado y es foco de envidias. Mucho mediocre piensa que ¡porqué estás tú y no él!.  Mi departamento crecía dos cifras por encima del objetivo y por encima del año anterior, de hecho me dijeron que ese no era mi día, pero que tuvieron que incluirme en la lista en el último momento porque les fallaron dos; una era la secretaria del expresidente con un enchufe trifásico y otra estaba de baja por depresión, así que mi amado jefe nos presentó como candidatos… ¡agárrate! Ahí me quedé más tranquilo. Lo que está claro es que si no hubiera sido ese día hubiera sido en el siguiente trimestre. El goteo de despidos era y es una forma de garantizar más ingresos.

—Te despiden, te reinventas y decides escribir un libro ¿Por qué?
Un libro no, dos. Sí, me echaron de mi trabajo en plena crisis y con tres enanos y una hipoteca a mi cargo (Josdeputa!) decidí emprender y hacer cosas nuevas, entre ellas escribir. Desde que empecé a trabajar he ayudado a nivel profesional a muchas personas a tomar decisiones en su carrera. Mucho antes de los orígenes del coaching. Y tenía cuatro hojas escritas que les daba a las personas cuando perdían su trabajo. Era para no repetir siempre lo mismo. Escribí el primer libro en primera persona, reflejando lo que iba sintiendo en el proceso y también como terapia para salir lo antes posible y aprovechar parte del tiempo libre. Y sin ánimo de ser escritor, quise inmortalizarlo de alguna manera y así ayudar a los demás desde dentro.

El libro está escrito en clave de humor que es la forma que tengo yo de quitarle hierro a las situaciones complicadas. Y además está enfocado a trabajar la parte emocional, que es la gran olvidada del proceso del despido. No explico cómo hay que hacer una entrevista, lo que relato son mis sentimientos y cómo de una experiencia negativa como es un despido, se puede salir mucho más reforzado y con un claro enfoque hacia lo que realmente te llena en la vida a la hora de trabajar. Muchas personas me han escrito para darme las gracias por la ayuda y eso no tiene precio. Me ha animado a seguir escribiendo y continúo ayudando a personas en los momentos difíciles.

—¿Dónde lo podemos comprar?
En Pozuelo lo tienen en la Librería Alejandría Ad hoc y también en Amazon se puede comprar tanto en digital como en papel.

—¿Cómo ves el mercado laboral?
Ha habido un fuerte deterioro de lo que conocíamos. Se ha destruido mucho empleo y han bajado los salarios y los beneficios sociales de una forma drástica. Nos lo vendieron como una necesidad para ser competitivos, pero desde luego muchas personas lo han pasado o lo están pasando muy mal. Y si tienes más de cuarenta años la cosa se agudiza. El trabajo es necesario para vivir y hay un cambio al que nos tenemos que adaptar. Cada vez habrá menos trabajo físico y repetitivo y más trabajo en el sector servicios. Los robots sustituirán al hombre y nos quedará el talento y la creatividad para subsistir. El modelo funcionariado se irá reduciendo y trabajaremos por proyectos. Este modelo está en plena transformación y cuanto antes entendamos que las reglas ya han cambiado, antes seremos capaces de ver las oportunidades. Que las hay y muchas. Y aquí sólo cabe hablar de emprender, no sólo como salida sino por convicción. Crear riqueza es la vía.

—¿Es cuando surge tu segundo libro, "Emprender a Hostias"?
En el maravilloso mundo del emprendimiento que nos pintan, hay muchos peligros y es lo que pretendo en mi libro, también escrito desde mi propia experiencia, alertar al lector de la cantidad de golpes a los que se va a enfrenar, que es lo que normalmente no te cuentan.

Narra la historia completa de un emprendedor talludito. Desde el mismo momento en el que el autor sufre en sus propias carnes la falta de oportunidades que se dan en el mundo laboral y decide hacerse su propio jefe a partir de los 40. Es un valioso testimonio lleno de consejos y vivencias personales, que transmiten cómo se puede transformar un hecho trágico en una experiencia positiva y de crecimiento personal. Ha querido transmitir en su libro todo aquello que no te cuentan en los manuales de emprendimiento.

El lector se identifica con el autor en muchas ocasiones, tanto si ha pensado alguna vez en emprender como si ya ha pegado el salto. Es una guía útil, casi un manual de instrucciones que cuenta con todas las herramientas para "recuperarse" de un despido de una forma exitosa y mirar hacia adelante con un proyecto propio. Es un relato motivador, emocionalmente fuerte y con una gran carga de humor e ironía que hacen que sea una lectura didáctica, amena y divertida.

El prólogo es del polifacético Euprepio Padula, fundador y CEO de Padula & Partners, headhunter, experto en liderazgo empresarial, escritor, pintor y comentarista político de televisión.

—¿A qué te dedicas además de escribir?
Me he tenido que reinventar. Aprovechar mis conocimientos para ayudar  a empresas en su transformación del negocio como consecuencia del mundo digital y a poner al cliente en el centro de su estrategia. Soy profesor en ESIC, doy charlas y formación en compañías. También estoy lanzando una startup con mucho fondo social que se llama abascool. Profesionalmente me siento muy orgulloso de aportar valor más allá de ser juzgado por mi edad. Y lo más divertido, con la ayuda de mi hijo mayor que sólo tiene 12 años, he creado mi propio canal de YouTube que protagoniza la figura del Doktor Castells, que da consejos de Empleo y Emprendimiento. 

—¿Algún consejo para los lectores de POZUELO IN  que estén buscando empleo?
Sí, es el mismo que le digo siempre a mis “coachees” (así se llaman las personas a las que aconsejo como mentor). Actitud positiva y sonreír. Sé que cuando uno lo está pasando mal es muy difícil sacarle una sonrisa, pero para poder salir del paro hay que querer salir del paro. Y eso sólo se consigue pensando que se puede salir y demostrándote que eres capaz de salir. Si tú te lo crees, sales. La oportunidad tardará más o menos, pero desde luego con esa actitud, el día que la tienes delante la coges si le sonríes. Mucho diente que diría Isabel Pantoja.

—¿Y para los que se encuentren trabajando?
Que no se relajen. Que la vida te puede cambiar en un segundo y que, si estás preparado, ya tienes medio camino hecho. Nunca dejar de formarse y tener una actitud inquieta. Uno piensa que nunca le va a tocar hasta que le toca y aprender de la experiencia de otros es siempre una ventaja. Y si además te hacen reír, mejor que mejor.

—¿Y para los que estén pensando en emprender?
Mi padre decía que los chicos y chicas listas aprendían de los libros. Aprendan de la experiencia, de las hostias que ya me he llevado yo y si pueden, ahórrenselas.   Ω